Recomendaciones Para Elegir Un Buen Inquilino

Quizás una de las decisiones más difíciles que tenemos que tomar a la hora de alquilar una casa es ¿cómo elegir un buen inquilino? Hoy te damos algunas claves para elegir un buen inquilino.

Algunos consejos para encontrar el inquilino ideal

Como todas las cosas importantes en la vida, el alquiler tiene ciertos riesgos, pero una vez que se toma una decisión, debe seguir adelante. Aquí te proporcionamos algunos datos (para más información visita la web de Alquiler Garantizado)

En primer lugar, es muy importante publicar un anuncio completo.

Esto puede garantizar que las partes interesadas conozcan las condiciones de antemano, especialmente las económicas.

Deja claro a qué tipo de familia o individuo quieres alquilar, una familia numerosa, una familia con animales, una pareja, etc.

¿Qué debería ser un buen inquilino?

Un buen inquilino quiere resolverlo desde el principio. Es sincero y transparente, además facilita los trámites involucrados en el proceso de arrendamiento.

Demuestra ciertas condiciones para negociadores y colonos antes de que ocurran discrepancias.

Es una persona con responsabilidades personales y legales, y se solidariza con el propietario y sus requisitos y respeta todo acuerdo hecho entre los pares (como en caso de contratar garantías propietarias).

Con tales datos personales, el propietario puede sentirse tranquilo porque podrá llegar a un buen acuerdo.

La primera impresión de una persona también es muy importante. Tienes que entender que no puedes conocer a alguien en una entrevista, por lo que tu intuición también tendrá un impacto a la hora de elegir un inquilino.

No confíe en el inquilino perfecto, porque puede ser un mentiroso. Puedes prometer muchas cosas y luego no puedes cumplirlas.

Solvencia del inquilino

Para los propietarios, este es sin duda lo más preocupante.

Los siguientes puntos deben quedar claros:

  • Nivel de renta: Para los autónomos, se conoce solicitando nómina o en la declaración de renta.
  • Estabilidad laboral: No es lo mismo alquilar a alguien que ha contribuido recientemente, que a alguien que tiene experiencia laboral y ha contribuido durante muchos años. Si el arrendatario no aporta suficiente prueba de solvencia, se recomienda solicitar otras garantías después del mes de depósito:
  • Solicitar un depósito adicional: el monto acordado por el propietario para mantenerlo se reembolsará al finalizar el contrato de arrendamiento.
  • Aval bancario: La entidad financiera es responsable del monto de la deuda del arrendatario.
  • Avalista conjunto: Persona que garantiza el cumplimiento de las obligaciones del arrendatario con su patrimonio en caso de incumplimiento.

Cuanta más información pueda obtener sobre futuros inquilinos nunca se verá perjudicada, y si no tiene problemas para entregar todo lo solicitado, tanto mejor.

La otra pregunta para los inquilinos: ¿se harán cargo de la casa?

La desconfianza siempre existirá y debe eliminarse desde el momento en que decida alquilar. Si desea que sean atendidos y el tipo de persona a contratar está claramente indicado en el frente, en última instancia, facilitará la decisión.

Las condiciones las establece el propietario y deben quedar claras desde el principio antes de entrar al apartamento.

¿Cuánto tiempo se quedará el inquilino?

Ambas partes pueden acordar el plazo de arrendamiento a través del contrato en cualquier momento. Si el inquilino ha cumplido con todas las obligaciones, tiene derecho a vivir en la casa durante al menos tres años según la ley. Así se establece en el artículo 9.1 de la Ley de Arrendamientos Urbanos de 1994: «Artículo 9. Plazo mínimo. «Uno.

El plazo de arrendamiento será negociado libremente por ambas partes. Si es menor a tres años, se prorrogará obligatoriamente por un año desde la fecha de vencimiento del contrato hasta que el plazo de arrendamiento alcance al menos tres años, a menos que el inquilino tenga al menos treinta días de anticipación. Notifique al arrendador. No renovará el contrato en la fecha de terminación del contrato o cualquier contrato extendido.

El período comenzará a partir de la fecha del contrato, o desde el momento en que se entregue la propiedad al inquilino (si es posterior).

El comprobante de la fecha aportado corresponderá al arrendatario. » Todo en el contrato debe ser muy claro, lo cual es muy importante para evitar accidentes en el futuro.

Consejos para detectar malos inquilinos

Expertos e investigadores de actividades ilegales han establecido archivos basados ​​en las características comunes de dichos inquilinos.

Expertos y seductores emocionales: querrán ser anfitriones de la conversación y ganarse la confianza del propietario. Repetirán que son buenas personas. Ofrecen pago por adelantado: no aceptan pago por adelantado, ya que esto puede causar retrasos en el pago en el futuro bajo cualquier pretexto.

Esto es solo para ganar confianza.

Estudie la credibilidad de los inquilinos: La estabilidad económica de los inquilinos potenciales es el factor decisivo. Cualquier problema financiero puede convertir a una buena persona en un mal inquilino.

Con estos consejos en mente y consultando a un experto en bienes raíces, podrá alquilar una casa fácilmente.